10°

Chihuahua, Chih. México
jueves 02 de febrero del 2023.

¡Ironía Mundialista! Argentina tiene a Messi; Polonia, a Lewandowski; ¿México? ¡Sin Figuras!

LOS ÁNGELES –Argentina tiene el segundo mejor mariscal de su historia (¿el primero? Maradona); Polonia tiene el mejor depredador de su historia; ¿Y México? ¿México?, México tiene… ¡salud! Y salud es más un juego de palabras que una certeza.

El Grupo C del Mundial de Qatar alberga a dos de las más poderosas bestias del futbol mundial en la actualidad: Lionel Messi con Argentina y Robert Lewandowski con Polonia. Las dos, por obligación, pretenderán cebarse sobre México, un México que tiene reminiscencias, vestigios de supuestos líderes.

Robert Lewandowski y Lionel Messi, las grandes amenazas de México Getty

Tiempos hubo en que el Tri gozaba al menos de un jugador de prestigio universal: Rafael Márquez en su momento, y, por supuesto, el Pentapichichi Hugo Sánchez, cuya gestión, sin embargo, con la Selección Mexicana ocurrió con más pena que gloria, ¿pero hoy?

Lionel Messi está viviendo una magnífica pretemporada mundialista, usando y abusando del Paris Saint-Germain, en una Liga donde goza de todas las licencias y beneficios. No es su culpa, él se enfoca en el gran desafío pendiente: ganar la Copa del Mundo, y pretende llegar en óptimas condiciones.

Bajo el mando de Lionel Scaloni, Argentina ha encontrado la mejor forma de armonizar a una selección sin estigmatizarla con la figura dominante de Messi, quien hoy, incluso, se siente más cómodo y hace sentir más cómodos a sus compañeros. El funcionamiento de la albiceleste lo confirma. Leo ha pasado de ser el eje a ser el catalizador del ataque argentino.

Lewandowski sufre con el Barcelona. La Champions se le escurre de las manos, mientras él también mantiene el espíritu asesino. Con esa sonrisa de dulzor cínico, se dedica a despedazar rivales de baja ralea en la Liga de España, aunque el fin de semana pasado terminó seco ante el Real Madrid. “Lewy” sabe que no será campeón del mundo, pero sabe que Polonia tiene sus ilusiones, apuestas y fe, arrumadas y acurrucadas en él.

play

El grupo de Czeslaw Michniewicz, “el Mourinho polaco”, como le llaman, ha dejado en claro su sistema de juego: una poderosa doble barricada, y en el ensayo constante de transiciones y contrataques veloces aprovechan las virtudes de Lewandowski, desde su figura dominante como poste, hasta el implacable rematador que suele ser. No hay secretos en la fórmula, sólo en los diversos ejecutores dedicados a ello.

¿Y México? Con líderes caducos. Andrés Guardado trata de curar con testosterona y linimentos los estragos en sus rodillas, mientras Héctor Herrera disfruta su plan de retiro en la MLS, tras ser considerado la más decepcionante contratación en la vida efímera del Houston Dynamo FC.

¿Y detrás de ellos? Héctor Moreno alterna cal y arena en la trinchera de Rayados, mientras Guillermo Ochoa es un líder implícito, pero no de poderosa gestión. La voz de mando de ambos se diluye en la desconfianza.

Además, jugadores de alto impacto competitivo, no existen en el Tri. Chucky Lozano pierde lo sano en el Tri, con aparatosas lesiones, mientras trata de restablecer sus bonos en la tribuna y en la cancha con el Napoli. En tanto, Raúl Jiménez sufre de una pubalgia aguda, casi crónica, que suele ser una dolencia recurrente sólo en futbolistas solteros. (Fuente ESPN)

Compartir
Facebook
Twitter
WhatsApp